En Dinamarca suelen ser personas muy puntuales y ciertamente es básico si quedas con un danés que seas puntual, lo conozcas y sea tu amigo o simplemente sea una persona que acabas de conocer. La puntualidad es tan importante como la educación y de hecho, llegar puntual es un signo de educación en Dinamarca, por lo que debemos tenerlo en cuenta para intentar al máximo ser muy puntuales con los daneses cuando estemos en su país, porque es una norma básica para poder ser educados.

vino.jpg

No queda todo en saber llegar puntual y además saludar con un simple «Hola» o «hej» si es una persona conocidas, sino que es importante llevar algo para cenar o comer, sobre todo si te invitan a su casa, porque es de educación ir con las manos vacías. Simplemente con un buen vino y algunas flores, quedarás muy bien con las personas que te han invitado, ya sean amigos de toda la vida o no, pero lo importante es acostumbrarse a lo que ellos consideran ser persona educada.

Con estos pequeños detalles podemos hacer un viaje a Dinamarca muy correcto, cumpliendo con las normas que los daneses tienen y con un comportamiento exquisito. Es simplemente cuestión de adaptarnos por unos días a todo lo que los daneses hacen y es importante para cumplir con las personas que todavía no conoces bien, porque son ellos los que no conocen en realidad como eres y hay que hacer todo lo posible por dar una imagen muy correcta.