¡Hola!

Esta es una aventura que empieza, y tú estas invitado a ella. Aquí escribiendo en este primer post, me acuerdo de cuando preparaba las maletas para salir de Málaga(España) para venir a Aalborg (Dinamarca). De eso hace más de año y medio. Estaba nervioso, porque no sabía donde me había metido. Ahora estoy igual. De todas formas, no estaba asustado porque en el fondo soy medio danés (digamos un cuarto), al igual que tampoco ahora estoy asustado: este es mi segundo blog.

Sea como sea, sé que tengo un reto entre manos: contar e informar acerca de Dinamarca, como un destino por descubrir… Y eso no es fácil porque Dinamarca no es un país por descubrir al uso: un país europeo, de hecho como ellos dicen, en el corazón de Europa; con su historia y tradición, tan vinculado históricamente, tan cerca de las capitales Europeas. No, no es un destino al uso. ¿Quién no conoce la Sirenita o al menos la ha visto en fotos?¿ Quién no sabe quien es H.C.Andersen o ha escuchado algunas de sus fábulas?¿Quién no conoce a los vikingos? Así que os propongo descubrir la otra Dinamarca.

¿Cuál otra Dinamarca preguntaréis? (y es una buena pregunta) Propongo explorar la Dinamarca del día a día, la actual y la de tradiciones ancestrales, la de la granja y la de la empresa del I.T. mediante un punto de vista totalmente subjetivo: el de un chico sureño, del sur del sur (Málaga) en una tierra fría y del norte. Siempre intentaré usar un tono directo, en primera persona, lo más riguroso que pueda, pero cargado de humor-a veces ironía y sátira- pues ese soy yo.

Estoy abierto, y en el fondo deseo, comentarios.

Así que por el momento (remarco “por el momento”) no os voy a soltar el rollo mucho más -y más si habeis entrado al página para informaros acerca de Dinamarca.

Bienvenidos todos a este viaje por descubrir Dinamarca.

—– Aquí debería de haber una fanfarria y fuegos artificiales —-